Todo tiene un final

    'Argentinos Juniors', 'El Bicho', 'Argentinos Pasión', 'La Paternal', 'Campeón 2010', China, 'Copa Weifang', 'Semillero del Mundo'

       Pocas veces vi tanto consenso. Escuché la opinión de distintos hinchas en la tribuna, hablé con colegas de distintos medios partidarios y leí de arriba a abajo las redes sociales, pero fue en vano: no encontré ni un sólo comentario a favor de la continuidad de Néstor Gorosito como entrenador de Argentinos Juniors. A pesar de que “Pipo” siga sentado en el banco de suplentes, su tercer ciclo en la institución parece haber finalizado hace algunas semanas. Su desempeño puede analizarse desde varias perspectivas. Por un lado, desde la frialdad de los números, que nos muestran la actualidad del equipo, pero también desde el juego mostrado en estos meses. 

       Hoy en día, habiéndose jugado 20 encuentros, el Bicho ocupa el 20º lugar de la tabla de posiciones con 22 puntos, al igual que Vélez y Godoy Cruz. 

    • Teniendo en cuenta el desarrollo del torneo, el equipo viene en franca caída. Tras estar 7º en la cuarta fecha, 15º en la décima y 18º en la decimoctava, ahora bajó al 20º escalón. En los primeros encuentros vimos un equipo completamente distinto, más vertical y ofensivo, que llegó a ilusionarnos con pelear en los puestos de arriba, pero luego algo se rompió. Sumando el torneo local y la Copa Argentina, ya son 9 los partidos seguidos sin sumar de a 3. 
    • Esta nueva modalidad de torneo le brinda a la mayoría de los equipos una posibilidad muy tentadora: clasificar a las copas internacionales haciendo un torneo mediocre. Los equipos ubicados entre el puesto 7º y el 18º jugarán una liguilla por 4 cupos para la Copa Sudamericana 2016, y hoy Argentinos está quedando afuera. 
    • Si bien no es para preocuparse demasiado, la brecha con los equipos que hoy están perdiendo la categoría se acorta cada fin de semana. Con 10 fechas por delante, son 8 los puntos de distancia con Crucero del Norte y Nueva Chicago, 2 equipos con los que Argentinos deberá jugar. 

       Promediando el primer semestre, los dirigidos por Gorosito tenían varios puntos más de los merecidos, si al desarrollo de los partidos nos referimos. Olvidándose del estilo histórico del club, aquel que nos llevó a la gloria, y borrándose de la cancha en varias oportunidades, rasguñó algunos empates de visitante que mantenían al equipo en mitad de tabla. 

       En los últimos 2 meses los resultados no acompañaron y dejaron al desnudo las falencias del equipo. La defensa, que antes constituía el mayor fuerte, hoy es más que endeble y recibió 14 goles en 6 partidos desde la reanudación del torneo. En mitad de cancha, ya sin Iñiguez, sólo Cabral parece poder hacer algo distinto y generar jugadas de peligro. Solo, claro, no puede. Ninguno de los delanteros logró afianzarse a base de goles, sino que fueron rotando justamente por sus malas actuaciones. 

       Otro factor crucial que explica el momento del Bicho es el poco entendimiento entre Gorosito y el plantel. En varios encuentros dispuso el equipo de modo que algunos jugadores tenían que interpretar papeles que le eran desconocidos, o para los cuales no se sentían muy cómodos. Un ejemplo es el empate 0-0 ante Sarmiento en Junín. Post partido, algunos jugadores declararon no sentirse tan bien en los puestos en que les estaba tocando desempeñarse, tanto en la defensa, como en el medio y la delantera, como por ejemplo Jonatan Rodríguez, quien afirmó que no juega cómodo como único delantero, tan lejos de la pelota, sino que su fuerte es arrancar de más atrás. 

       Lo cierto es que Gorosito probó todo, y en ningún momento encontró el equipo. Armó defensas con 3, 4 y 5 defensores. Probó con 1 sólo volante central, con 2 y hasta con 3. Usó volantes externos para explotar su velocidad por las bandas, y también apostó por volantes internos. Jugaron todos, y pocos lograron ganarse un lugar y rendir de manera aceptable. A veces, simplemente, hay que aceptar las derrotas y seguir adelante. 

       En este recambio constante de esquemas y jugadores se perdió lo más importante: la identidad del equipo. Uno va a ver a Argentinos sin saber cómo ni a qué va a jugar. La cuestión ya dejó de ser si el entrenador respeta el estilo histórico del club, porque hace mucho que casi ninguno lo hace, sino que el problema pasa por la ausencia de una idea clara. 

       Antes del partido con San Lorenzo, el propio Gorosito dijo: “Uno no es necio. Si las cosas no nos salen, no nos vamos a quedar”. Claramente las cosas no salieron como se esperaban, ni en el último partido ni en lo que va del torneo. Entonces, ¿qué está esperando para dar un paso al costado? ¿Qué espera la dirigencia para tomar la decisión y buscar otro entrenador? 

    .

    Para Argentinos Pasión, David Kreimer

    Seguime por Twitter
    Donde está el Bicho está Argentinos Pasión
    Donde está el Bicho
    está Argentinos Pasión
    El Sitio de Internet más antiguo del club, 12 años juntos