Poco y nada

El Bicho y el Lobo empataron sin goles en el partido de ida por los 4tos de final

En un partido chato, con muy poco condimento y sabor a poco, Argentinos Juniors empató sin goles con Gimnasia y Esgrima de La Plata en el Diego Armando Maradona. En el equipo de Diego Dabove fue muy evidente la merma en el juego que le genera la ausencia de sus dos mejores jugadores: Damián Batallini y Fausto Vera.

Esta situación, clave, se vio potenciada todavía más por el planteo mezquino que realizó el equipo visitante. Las ocasiones de gol que hubo, una por lado (la del Lobo más clara), fueron aisladas y tuvieron como protagonistas al palo de Argentinos en la de Gimnasia, y a Claudio Spinelli en la del Bicho.

En general, Argentinos continúa sufriendo la ausencia de un jugador que convierta goles, el mano a mano de la semana pasada y la palomita fallida de hoy demostraron, una vez más, que Claudio Spinelli, aún siendo más que Raúl Bobadilla y el oneroso Enrique Borja, tampoco es el jugador que uno espera se convierta en el nueve del equipo.

A Bobadilla y a Spinelli, le diremos adiós seguramente en junio. El caso de Borja es más complejo, ya que el club abonó la suma de 1.4 millones de dólares por él y todo hace pensar que tendrá alguna posibilidad más, luego de la Copa América, de mostrar aquello por lo que se supone fue adquirido.

Paradójicamente, la mejor versión de Argentinos se vio en el segundo tiempo, cuando el Bicho jugó con un hombre menos. Durante este pasaje, no se notó el cansancio por el viaje a Mérida para la disputa de la Copa Sudamericana, algo remarcable en virtud de que, en adelante, el calendario será mucho más ajetreado.

Dos párrafos aparte; el primero dedicado a la expulsión de Carlos Quintana; ridícula y hasta absurda, sólo justificada por un error arbitral (de Néstor Pitana, pero también del línea, lo cual es llamativo), o bien por una animadversión en contra de Argentinos Juniors.

El segundo tiene que ver, una vez más, con el mal desempeño de Alexis Mac Allister, el enganche que tantos buenos momentos nos dio hace un año, y hoy parece encontrarse perdido en la cancha. Durante el primer tiempo había logrado asociarse algo con Matko Miljevic, de buen desempeño, pero en el segundo tiempo mostró muy poco, sólo un par de pases importantes y nada más. No sólo eso, si no que cada pelota que tocó complicó o malogró un ataque del Bicho. Para colmo, sus últimos cinco tiros libres fueron a parar a la barrera; en definitiva, un jugador irremplazable, que parece estar más afuera que adentro de la cancha.

A la hora del postre puede decirse que el resultado final no es malo, teniendo en cuenta que el mejor desempeño de Gimnasia había sido de visitante. Y que, además, el hecho de mantener el cero en el arco propio te permite mantener la expectativa alta para el partido de vuelta del próximo jueves.


SÍNTESIS: ARGENTINOS JUNIORS 0 vs GIMNASIA y ESGRIMA LP 0

Argentinos Juniors (0): Lucas Chaves; Jonathan Sandoval, Miguel Ángel Torrén, Carlos Quintana y Elías Gómez; Franco Moyano, Matías Romero y Alexis Mac Allister; Matko Miljevic (2ºT Jonatan Galván), Claudio Spinelli (2ºT 39′ Leandro Paiva) y Gabriel Hauche.
DT: Diego Dabove.
Suplentes: Federico Lanzillotta, Enzo Ybáñez, Francis Mac Allister, Fausto Montero y Raúl Bobadilla. 

Gimnasia y Esgrima LP (0): Alexis Arias; Facundo Oreja, Maximiliano Coronel, Gonzalo Piovi y Lucas Licht; Maximiliano Comba (2ºT 14′ Matías Gómez), Víctor Ayala, Agustín Bolívar (2ºT 23′ Lorenzo Faravelli) y Horacio Tijanovich; Santiago Silva (2ºT 33′ Germán Guiffrey) y Jan Hurtado.
DT: Hernán Ortiz.
Suplentes: Sebastián Moyano, Jonathan Chacón, Brian Mansilla y Gianluca Simeone. 

Goles: No hubo.

Amonestados: 1ºT 15′ Carlos Quintana (AJ) y 17′ Facundo Oreja (GyE); 2ºT 13′ Santiago Silva (GyE) y 21′ Agustín Bolívar (GyE).
Expulsados: 1ºT 46′ Carlos Quintana (AJ), x doble amarilla; y 2ºT 30′ Facundo Oreja (GyE), x doble amarilla.

Árbitro: Néstor Pitana.
Asistentes: Cristian Navarro y Julio Fernández.
4º Árbitro: Fernando Espinoza.

Estadio: “Diego Armando Maradona”, de Argentinos Juniors.